domingo, 29 de noviembre de 2015

Mi primer poncho

Ya ha llegado el frío y parece que para quedarse. Este poncho que os muestro ha sido muy fácil de tejer. Muchas veces digo que un proyecto ha sido muy fácil de hacer pero creedme si os digo que este ha sido muy pero que muy fácil. De ese fácil que resulta aburrido y monótono pero que una vez terminado te hace la misma ilusión que si se tratara de un proyecto más complicado. Porque creo que es resultón y que en este caso, menos es más. Pero no todo es de color de rosa. He dicho que era monótono, así que me he tenido que armar de paciencia. No me imagino como me sentiría tejiendo una manta, no se si sería capaz.



lunes, 16 de noviembre de 2015

Ganchillo o dos agujas? Esa es la cuestión...

Supongo que a todas las personas tejedoras nos ha pasado alguna vez. No sabemos si decantarnos más por el ganchillo o por las dos agujas. En mi caso, por ejemplo, me gustan las dos técnicas, cada una tiene sus pros y sus contras. Ahora bien, si queréis decantaros por una y no sabéis por cuál, debéis tener en cuenta los siguientes aspectos:

GANCHILLO:
  • Solo utilizas un gancho en vez de dos agujas
  • Tejerás lo mismo en menos tiempo
  • Tienes más libertad a la hora de improvisar
  • Es más fácil arreglar algún posible error
  • Es más fácil dejar un trabajo a medias
DOS AGUJAS:
  • Se gasta menos lana
  • Hay más patrones que para ganchillo
  • Se pueden hacer diseños más versátiles y sofisticados

También cabe destacar que con el ganchillo se obtiene un tejido más pesado y consistente, esto no es ni bueno ni malo, depende del tipo de prenda que tejamos. Un jersey, por ejemplo, no se suele tejer a ganchillo.

Ahora bien, qué técnica es más fácil de aprender? Yo os diría que a mi me parece más fácil el ganchillo, pero se trata de un tema subjetivo y supongo que también depende de la destreza de cada un@. Yo fue lo primero que aprendí, dos años más tarde empecé con las dos agujas.

Hay que tener en cuenta que con las dos técnicas os hará falta paciencia, ya que hay proyectos que no se terminan en un día, ni en dos...

¿Y tú, de cuál eres?

domingo, 15 de noviembre de 2015

Pantuflas

Pantuflas terminadas!
Ya estoy lista para andar por casa en los días más fríos con estas pantuflas tan chulas! Son las primeras que hago y me han quedado bastante bien, son la medida perfecta y son super cómodas! El color también me gusta y hace que resalten los botones de coco.






lunes, 9 de noviembre de 2015

Otro cuello más

Ahí va otro cuello, esta vez se trata de un regalo:


Aquí podéis ver más de cerca su textura:


Es probable que os recuerde al cuello turquesa que os mostré hace unos días (ver aquí), y es que he utilizado el mismo patrón, la única diferencia es que este es más ancho para que pase mejor por la cabeza. El color también es más discreto y más fácil de conjuntar ;-)

Sigo trabajando en mis pantuflas, de momento ya tengo una terminada y la otra empezada. Espero no sufrir el síndrome del segundo calcetín (SSS), y es que siempre que tengo que tejer algo por duplicado se me hace un poco pesado.
¿Habéis oído hablar de este síndrome? Ocurre con frecuencia al tejer el segundo par de calcetines, guantes, patucos... y se da por el simple hecho de perder el interés, ya que es más emocionante tejer algo nuevo, está claro.

¿Alguna vez lo habéis sufrido?

Feliz semana!

martes, 3 de noviembre de 2015

Mini Meli

Hoy traigo un proyecto sencillo pero muy cuco. ¿Qué os parece la Mini Meli? La idea inicial era hacer un llavero, pero una vez terminada y viendo la melenaza que tenía pensé que mejor no, que así ya estaba bien. Es una ricura verdad?
Lo más complicado fue hacer el cabello. Aunque en las fotos no se aprecia muy bien, es rizado. Yo nunca había hecho melenas rizadas, así que con un poco de imaginación y paciencia este fue el resultado:


  


Ya está en manos de su dueña, no se lo esperaba!